sábado, 27 de febrero de 2016

LOS LOCOS AÑOS 20: LAS FLAPPERS



Flapper se utilizaba en los años 20 para referirse al estilo de vida de mujeres jóvenes que usaban faldas cortas, no llevaban corsé, lucían un corte de cabello especial,  y escuchaban y bailaban jazz (forma de arte musical que se originó en los Estados Unidos mediante la confrontación de los negros con la música europea;la instrumentación, melodía y armonía se derivan principalmente de la tradición musical de Occidente; el ritmo, el fraseo, la producción de sonido y los elementos de armonía de blues se derivan de la música africana). Las flappers usaban mucho maquillaje, bebían licores fuertes, fumaban, conducían a a mucha velocidad, y tenían conductas similares a las de un hombre, que eran un desafío a las leyes o contrarias a lo que se consideraba entonces socialmente correcto.




Después de la Primera Guerra Mundial se produjo un gran cambio en la moda. La mujer se incorporó al trabajo, consiguiendo emanciparse. Se cortan el cabello a la Garçonne. (palabra francesa nacida en París para referirse a un nuevo tipo de mujeres que reivindicando los derechos de la mujer y la igualdad de género adoptaron una figura andrógina, rebelándose contra los conceptos tradicionales y estrictos de la feminidad que había hasta entonces.;así comenzaron a aparecer siluetas más «masculinas», acompañadas del cabello corto) y sus trajes se vuelven sencillos para poder ir a trabajar y caminar rápido.El papel de esposa y madre quedó relegado para soñar con ser actriz, bailarina o parecerse a ellas. La moda ya no la dictaba la aristocracia sino las actrices.



En Estados Unidos, con la Ley Seca (entendida como la prohibición de vender bebidas alcohólicas, estuvo vigente entre 17 de enero de 1920 y el 5 de diciembre de 1933; provocó un auge considerable del crimen organizado; quedaron prohibidas la manufactura, venta, transporte, importación y exportación de licores intoxicantes para ser usados como bebida dentro y fuera de los hogares), muchos bares y cabarés tuvieron que cerrar, y, en su lugar, se crearon clubs de jazz. Esto condujo a un desprecio extendido hacia la autoridad.

Las flappers iban por las noches a clubs de jazz donde solían bailar de forma provocativa, fumaban cigarrillos con largas boquillas, aspiraban cocaína y tenían citas. Conducían motocicletas y coches (rápidos). Bebían alcohol abiertamente, un acto de desafío en un período de prohibición. El petting (relaciones sexuales que no incluían el coito) se hizo mucho más frecuente. Alguna gente incluso organizó petting parties donde el petting era la atracción principal. Las flappers también llevaban lápiz de labios a prueba de besos y mucho maquillaje con collares y pulseras de cuentas. Les gustaba llevar el pelo corto, con un corte bob cut, a menudo tiñéndolo de negro azabache o de rubio platino.


Además de su irreverente comportamiento, las flappers son conocidas por su estilo a la hora de vestir, que en gran medida surgió como resultado de los estilos musicales de jazz y la divulgación del baile que las acompañaban. Las flappers buscaban un aspecto masculino. Se popularizó un corte de pelo simétrico llamado bob cut, donde el flequillo es recto cayendo por encima de las cejas, y el largo puede tener una longitud cortado desde la altura de las mejillas o hasta los hombros, reduciéndose en la nuca de forma diagonal. Fue sustituido más tarde por el corte Shingle bob corte tablilla") o Eton crop. El primero se introdujo en 1924, muy parecido al bob cut pero más corto y sin flequillo, generalmente muy engominado para pegarlo lo máximo posible a la cabeza. El segundo, acreditado a Joséphine Baker, es reconocido por ser liso por la raíz y a la altura de las orejas lleno de rizos, muy popular en la década de los años 1920 porque era ideal para llevar con sombreros cloché. También un peinado muy popular era el peinado Wavy Bob, formado con ondas al agua. Las flapper se teñían el cabello de negro azabache o de rubio platino, y algunas veces, de rojo intenso, aunque no era tan popular debido a las viejas supersticiones que había sobre los pelirrojos.


Las flappers no acabaron con los corsés, los "mejoraron" a sus "necesidades" estéticas. Irónicamente, a pesar de su imagen provocadora, en vez de llevar los corsés para resaltar las curvas, reducir cintura, y marcar busto y cadera como se hacía hasta los años 20, las flappers usaban sujetadores y fajas que moldeaban una figura sin formas, reduciendo pechos y caderas, dando una imagen más infantil y frágil, que al mismo tiempo recordaba el aire varonil ya mencionado de las flappers. La faja, que llegaba a mitad del muslo, llevaba liguero para sujetar las medias de seda negra o blanca. Llevaban  vestidos rectos y con amplios escotes sujetos solo con tirantes, dejando totalmente al descubierto los brazos, generalmente con cinturones colgando de la cadera para acentuar levemente el cuerpo menudo y esbelto entre las holgadas prendas. Las faldas tenían el corte justo por debajo de las rodillas hasta 1927, permitiendo un elegante y provocador vuelo que dejaba ver las rodillas considerablemente cuando una flapper bailaba o caminaba. La comodidad prima ante todo y los largos de las faldas se van acortando desde el tobillo hasta la rodilla.



La sencillez de los vestidos de día, con cortes rectos y tejidos resistentes, se contrarrestan con los vestidos brillantes de noche, llenos de lentejuelas y bordados, pieles, flecos y plumas de marabú. Una sofisticación cargada de complementos, alguno de ellos masculinos.


Los accesorios se convirtieron en una parte muy importante del vestir. Por lo general consistía en piezas de joyas de moda Art Decó (orientalismo mítico, ballets rusos, flores chinas y japonesas ), con muchas capas de collares de perlas. Los guantes largos, los bolsos para la calle (pequeños y ornamentados), sombreros, estolas de pelo, anillos y broches, todos muy suntuosos.



Los zapatos están pensados para ser prácticos y poder bailar con comodidad la música de la época, el charlestón (baile ue se origina como una danza folclórica negra, en Estados Unidos, específicamente en Charleston (Carolina del Sur); comenzó a practicarse como una forma de diversión y distracción; es una danza bailada en un compás de 4 tiempos, alternando brazos y piernas principalmente con una gran movilidad en los pies; se puede bailar acompañado o en solitario) y el jazz en los clubs nocturnos. Los tacones no son muy altos y el empeine se sujeta por medio de hebillas, con pulsera al tobillo.

También se populariza el uso de las medias de seda, ya que el nuevo look le da protagonismo a las piernas.

Lo más escandaloso de las flappers, era el  uso de maquillaje. Palidecían la piel con polvos de talco, resaltaban los labios con rojo carmín y los ojos con delineador negro.

Aunque al principio de la década de los 20 las flappers lucían una piel blanca como la nieve, el bronceado en la piel se volvería cada vez más popular entre estas mujeres después de que Coco Chanel,  tras pasar demasiado tiempo al sol de vacaciones se pusiera muy morena. Coco comentó que el moreno sugería «una vida de ocio, de arena y playa, sin la onerosa necesidad de trabajar en fábricas y tiendas donde nunca da el sol», rompiendo con el estereotipo de que el moreno en la piel representaba trabajo en el campo y la palidez buena vida. Las mujeres entonces dejaban de lado las sombrillas con las que taparse de sol e intentaban pasar el máximo tiempo posible bronceando sus pieles en playas y solarium.

Sin embargo, a pesar de todo el escándalo generado por las flappers, se convirtieron en el centro de atención y el eje principal del mundo de la moda, y cada vez más, mujeres de todas las edades iban acuñando este estilo de vestir. La moda llegaba a todo el mundo de forma muy rápida: la industria textil avanzaba muy rápido y los tejidos se abarataban. Las mujeres de clases bajas tenían acceso a los patrones de vestidos que llevaban las clases altas gracias a la aparición de las primeras revistas de patronaje, y ellas mismas se hacían sus propios trajes.
Figuras de una incipiente Industria del Cine, Clara Bow (1905 - 1965), Louise Brooks (1906 - 1985), Claudette Colbert (1906 - 1996) o Josephine Barker (1906 - 1975), fueron modelos de estas tendencias, e inmortalizaron las crtantes modistos que influenciaron fuertemente la moda: Lanvin (casa de modas fundada por Jeanne Lanvin, de  cortes intrincados, bordados y adornos con cuentas sobre colores limpios), Jean Patou Vionet (fue una de las primeras empresas que propuso ropa deportiva, fue el primero en añadir a sus creaciones un monograma con sus iniciales E introdujo el corte al bies) o Mariano Fortuny (especialmente importantes sus creaciones como su traje Delphos, que recupera las largas túnicas hechas de telas ligeras; para su ejecuciónera necesario completar el plisado de forma manual y la intervención de una máquina semimecánica formada por un sistema de poleas y rodillos capaz de conseguir el ondulado transversal de su superficie.;también se implicó en el diseño textil, innovando en el tintado de las telas y en los estampados para hacerlos parecer de la Antigüedad; el efecto plateado de sus telas se obtenía mediante la aplicación de sustancias metálicas de polvo de aluminio).

reaciones de impo

Pero sobre todo, marcó la influencia de las dos modistas más transgesoras de la época, como Coco Chanel (1883 - 1971, una de las modistas más prolíficas e innovadoras de la historia; produjo una ruptura con la opulenta y poco práctica elegancia de la Belle Epoque y creó una línea de ropa informal, sencilla y cómoda; se consolido como diseñadora de bolsos, perfumes, sombreros y joyas) y Elsa Schiaparelli (1890 - 1973, una de las diseñadoras más reconocidas y famosas del siglo XX; sus modelos se consideraron atrevidos y sorprendentes para los cánones de su época; en muchos de ellos incluía elementos extravagantes, como sombreros en forma de zapato o estampados figurando langostas; obtuvo mucha inspiración del movimiento surrealista; también se dedicó a la creación de perfumes y complementos).



El lujo y la sofisticación fueron símbolos de esta época dorada donde reinaron las flappers, los felices años 20, terminando con el hundimiento del mundo financiero de 1929).
























No hay comentarios:

Publicar un comentario